LA MADRE: EVOCACION A SU TERNURA










·     Cuando el canto suave y profundo se escucha como una letanía, el sopor de un sueño  infalible, la ternura de la madre se hace sentir. El llanto a deshoras como una aleluya despierta al seno dormido, pone el pie  donde no se escuche el ruido,  ella lo abraza, el niño chupa el elixir de la vida y la madre  lo  ve crecer con la paciencia de los años. El encuentro a su festividad se engalana de homenajes, ahora madre, aquí todos los presentes.

FRANS SAUL ACEVEDO PINTO

  

       BOLETÍN CULTURAL LA OTREDAD #56       

"Siempre las madres tienen ese encanto secreto de tratarlo a uno como un niño".
Reinaldo Arenas

"Hay sólo un niño bello en el mundo, y cada madre lo tiene".
José Martí

"La ternura de la madre, fuente clara como el manantial, bebida que embriaga todo el tiempo".
Frans Saul Acevedo Pinto



       

LOS SUEÑOS DE UNA MADRE




¡TUSITALA: Información y cultura para todos!


Un sentimiento, una alegría, el palpitar se hace presente y más cuando el amor está a flor de piel … del corazón. La emoción se puede desbordar como estrellas relucientes en tu  día MADRE. El domingo 13 de mayo de 2012 de  6 a 7 PM por la Emisora Cultural Luis Carlos Galán Sarmiento 100.7 F.M en el programa TUSITALA, las compañeras EMILCE MORENO  Y AMPARO GARCÍA con la franqueza de MADRES que sienten el palpitar del corazón rinden homenaje a esta festividad.
FRANS SAUL ACEVEDO PINTO
 Subdirector de TUSITALA. 

Escúchenos aquí:  http://www.ivoox.com/13-mayo-dia-madres-audios-mp3_rf_1225716_1.html


HOMENAJE A LAS MADRES


 El Instituto Municipal de Cultura y Turismo, hace tiempo viene desarrollando  dentro de la ciudad, PARQUEARTE, evento que en diferentes lugares de esparcimiento muestra los talentos artísticos, locales, nacionales e internacionales  y este 11 de mayo  del 2014 a las  4 PM, le hace un HOMENAJE A LAS MADRES en la Concha Acústica “José Antonio Morales”  Con el grupo llanero “joropo y Leyenda”: canta RAMIRO PILONIETA, Danzas Folclóricas de la Región Andina con “GIFOS” que dirige Guillermo Laguna y Música del Recuerdo: canta Raúl Quintero.


SERENATA A LAS MADRES






Quien no le apuesta al amor de una madre que dio besos y abrazos con canciones de cuna, va a desandar los pasos del recuerdo y el vivir la añoranza de la ternura. Este concierto a su memoria en su día. Madre te llevamos en el corazón. 
Frans Saul Acevedo Pinto

Madre - Silvio Rodríguez







Las manos de mi madre – Mercedes Sosa






GRACIAS MAMA Nicolas Gutierrez








Soneto a mamá - Joan Manuel Serrat 






 Madre - Tony Avila






 Juanito Laguna ayuda a su madre - Astor Piazzolla - Amelita Baltar









la vieja sara - Carlos Vives










LA MADRE :  DE MAXIMO GORKI






LA MADRE: Novela emblemática, por la causa de    los obreros, el papel que juega una mujer con convicciones religiosas, al aportar el legado de la verdad al inmiscuirse en la  lucha por la libertad; con prólogo de Mario Vargas Llosa. Este audio, de la LITERATURA UNIVERSAL, fue editado por la  Emisora Cultural Luis Carlos Galán Sarmiento en el programa de LUCES DE LA CIUDAD en la sección de RECOMENDADO LITERARIO, un 28 de marzo del 2012, lo podrá  escuchar aquíhttp://www.ivoox.com/madre-maximo-gorki-audios-mp3_rf_1908196_1.html

FRANS SAUL ACEVEDO PINTO subdirector de TUSITALA





MEMORIA DE

LA POESÍA: EVOCACIÓN A LA TERNURA



La poesía, un vuelo  de los soñadores, donde  las madres reflejan la  epifanía presente,  el estar inmersos en la palabra es una evocación a su ternura, a su trasegar, a su amor, a su coraje.   Desdoblar la distancia  y acercarnos  a su abrazo.

.Frans Saul Acevedo Pinto
Estos poemas  a su nombre




AMOR ETERNO


Podrá nublarse el sol eternamente;
Podrá secarse en un instante el mar;
Podrá romperse el eje de la tierra
Como un débil cristal.
¡todo sucederá! Podrá la muerte
Cubrirme con su fúnebre crespón;
Pero jamás en mí podrá apagarse
La llama de tu amor.









TU RISA


Quítame el pan, si quieres, 
quítame el aire, pero 
no me quites tu risa.

No me quites la rosa, 
la lanza que desgranas, 
el agua que de pronto 
estalla en tu alegría, 
la repentina ola 
de plata que te nace.

Mi lucha es dura y vuelvo 
con los ojos cansados 
a veces de haber visto 
la tierra que no cambia, 
pero al entrar tu risa 
sube al cielo buscándome 
y abre para mi todas 
las puertas de la vida.

Amor mío, en la hora 
más oscura desgrana
tu risa, y si de pronto 
ves que mi sangre mancha 
las piedras de la calle, 
ríe, porque tu risa 
será para mis manos 
como una espada fresca.

Junto al mar en otoño, 
tu risa debe alzar 
su cascada de espuma, 
y en primavera, amor, 
quiero tu risa como 
la flor que yo esperaba, 
la flor azul, la rosa 
de mi patria sonora.


Ríete de la noche, 
del día, de la luna, 
ríete de las calles 
torcidas de la isla, 
ríete de este torpe 
muchacho que te quiere, 
pero cuando yo abro 
los ojos y los cierro, 
cuando mis pasos van, 
cuando vuelven mis pasos, 
niégame el pan, el aire, 
la luz, la primavera, 
pero tu risa nunca 
porque me moriría.




OBRERITO


Madre, cuando sea grande,
¡ay..., qué mozo el que tendrás!
Te levantaré en mis brazos,
como el zonda al herbazal.
O te acostaré en las parvas
o te cargaré hasta el mar
o te subiré las cuestas
o te dejaré al umbral.
¿Y qué casal ha de hacerte
tu niñito, tu titán,
y qué sombra tan amante
sus aleros van a dar?
Yo te regaré una huerta
y tu falda he de cansar
con las frutas y las frutas
que son mil y que son más.
O mejor te haré tapices
con la juncia de trenzar;
o mejor tendré un molino
que te hable haciendo el pan.
Cuenta, cuenta las ventanas
y las puertas del casal;
cuenta, cuenta maravillas
si las puedes tú contar..
GABRIELA MISTRAL






LAS MANOS DE MI MADRE


Manos las de mi madre, tan acariciadoras,
tan de seda, tan de ella, blancas y bienhechoras.
¡Sólo ellas son las santas, sólo ellas son las que aman,
las que todo prodigan y nada me reclaman!
¡Las que por aliviarme de dudas y querellas,
me sacan las espinas y se las clavan en ellas!

Para el ardor ingrato de recónditas penas,
no hay como la frescura de esas dos azucenas.
¡Ellas cuando la vida deja mis flores mustias
son dos milagros blancos apaciguando angustias!
Y cuando del destino me acosan las maldades,
son dos alas de paz sobre mis tempestades.

Ellas son las celestes; las milagrosas, ellas,
porque hacen que en mi sombra me florezcan estrellas.
Para el dolor, caricias; para el pesar, unción;
¡Son las únicas manos que tienen corazón!
(Rosal de rosas blancas de tersuras eternas:
aprended de blancuras en las manos maternas).

Yo que llevo en el alma las dudas escondidas,
cuando tengo las alas de la ilusión caídas,
¡Las manos maternales aquí en mi pecho son
como dos alas quietas sobre mi corazón!
¡Las manos de mi madre saben borrar tristezas!
¡Las manos de mi madre perfuman con terneza!
MARIO  BENEDETTI


NOTA: Los 74 programas los podrán escuchar escribiendo en Google:  RADIOTUSITALA o haciendo clik aquí:


Nota: a los amigos de las redes sociales que quieran explorar el Boletin Cultural la Otredad   hacer  click: https://www.facebook.com/radiotusitala